Sherezade en apuros

Aprendiendo árabe y tratando de recordarlo


Conversando bajo mínimos

Una de las experiencias más frustrantes de empezar a estudiar una lengua es que prácticamente no se pueden expresar pensamientos propios. Así es normal que la que les escribe -reconozcámoslo- parezca profundamente idiota y carente de interés.

Todo se debe a falta de vocabulario, de estructuras gramaticales y de familiaridad con los sonidos. ¡Ahí es nada! Y si a ello le añadimos mi falta de memoria crónica para el vocabulario, me veo atrapada en secuencias de frases hilvanadas a un significado irrelevante y autoreferencial tales como decirle a todo hijo de vecino mi nombre, de dónde soy o -si me acuerdo del verbo- dónde vivo. Así que ando atrapada en un ámbito carente de matices, que además no admite ni una pizca de improvisación.

Pero ése creo es el principal reto del aprendizaje de cualquier idioma: perder la vergüenza a parecer idiota. Es más, la humildad ayuda no sólo a conocer una lengua sino una cultura entera. Así que aunque de momento me encuentre confinada al "buenos días - buenos días" y poco más, continuaré repasando los mínimos de una conversación esperando que algún día alguien me responda. Hoy lo hago gracias a este vídeo de carkuri2000.

Etiquetas: , , ,

1 Responses to “Conversando bajo mínimos”

  1. # Anonymous Anónimo

    Soy carkuri2000 gracias Sherezade por tus comentarios tan buenos!!  

Publicar un comentario

Links to this post

Crear un enlace